Webhipotecas: Hipotecas baratas
12
mar

Las familias en pago con cuotas hipotecarias que supongan el 60% de sus ingresos y con viviendas de menos de 200000 euros podrán disfrutar de las nuevas ventajas de la nueva aprobación del Consejo de Ministros, mediante el cual podrán, en último recurso, acceder a la dación en pago.

Ya se ha aprobado el código de buenas prácticas y cajas de bancos que, si bien es voluntaria en su suscripción es obligatoria en su cumplimiento. Las entidades financieras podrían aceptar que familias en riesgo de exclusión social salden la deuda con la entrega de la vivienda, y ya es una medida aprobada aunque voluntaria para las entidades.

Para reconocer familias en riesgo de exclusión social, todos sus miembros deben estar en paro, sin actividad económica ni ingresos, y con cuotas que superen el 60% del conjunto de los ingresos con los que cuenten. Estas familias podrían disfrutar, como último recurso y en caso de que no quede otra opción, de la dación en pago.

Para esto, la casa a embargar no debe valer más de 200000 euros en hipotecas de más de millón de habitantes, 180000 euros en más de medio millón, 150000 euros tras los cien mil y 120000 en menos de 100 mil habitantes.

Las entidades bancarias pueden no acceder a esto, es decir, no tienen la obligación de ofrecerlo, sin embargo si se prestan a ello deben hacerlo. Las entidades bancarias están estudiando el nuevo código aunque aún no han confirmado si lo suscribirán o no.

El código establece además tres vías para evitar el deshaucio: reestructuración de la deuda, posibilidad de quitar parte de la deuda o la dación en pago que libere de la deuda, además de la posibilidad de vivir en el hogar en concepto de alquiler un tiempo.

La reestructuración de deuda ofrecería un período de carencia de hasta cuatro años en que no se paga, ampliando el plazo hasta en 40 años y limitación de tipos de interés. Será complicado que las entidades lo aceptan, pero habrá que ver qué pasa.

Deja una Respuesta