Webhipotecas: Hipotecas baratas
01
feb

Antes de comprar una vivienda, hay que tener en cuenta si realmente se puede pagar. Puede parecer de lo más obvio, pero es lo más necesario y muchas personas ni si quiera se paran a pensar en este aspecto. Antes de adquirir una vivienda se debe saber que se puede pagar.

Si vas a vender otra vivienda anterior, no te plantees ninguna operación hasta que la otra vivienda se encuentre vendida, sobre todo porque no se puede saber en cuánto se vende una casa hasta que se haya vendido y muchas personas tienden a no ver el valor real de su vivienda en el mercado en ese momento ya que hubo tiempos mejores.

Hay que tener en cuenta qué es lo principal que se quiere con la compra de la vivienda. Lo principal es el precio, que tenga unas características determinadas o la ubicación, teniendo en cuenta esto se debe elegir una vivienda que satisfaga lo principal sin obviar el resto.

Si te es posible, date tu tiempo para la compra de la vivienda, sobre todo para poder conseguir el mismo precio con la misma adquisición. Puedes buscar regatear hasta lo máximo tanto en precio como en otras cosas a mayores, por ejemplo, reducir el precio e intentar quedarse con los muebles.

Haz una oferta al vendedor mostrando el interés en la adquisición de la vivienda, de manera que el vendedor pueda ofrecértelo a ti antes que a otra persona que pague más sólo por conseguir la seguridad del comprador.

Adaptarse al vendedor también es una clave del éxito, ya que puede obtener un mejor precio y la compra un comprador que se adapta a las características del  vendedor, tanto en plazo como en otras condiciones. Si un vendedor necesita la vivienda unos meses porque tiene a alguien alojado allí, conseguirá una mejor oferta un comprador que ofrezca un precio más bajo pero esté dispuesto a esperar ese tiempo. Halagar el buen gusto del vendedor y la vivienda, así como atraer sus simpatías, también es clave del éxito.

En caso de que se haga una oferta, es necesario tener ya todo preparado para no retrasar el proceso o la operación. Se recomienda también conocer los préstamos hipotecarios que existen en el mercado y ver si alguno es de interés y puede aceptar la operación, a menos que se cuente con la capacidad económica de compra del piso en la mano en que no sólo no se necesitará financiación sino que también se puede optar a un mejor precio.

Deja una Respuesta