Webhipotecas: Hipotecas baratas
03
dic

Ha sido detenido un gerente de una oficina que se encargaba de colocar hipotecas entre inmigrantes con bajos recursos e ingresos en los años de la burbuja inmobiliaria. La razón es presunto delito de estafa.

Los denunciantes consisten en familias inmigrantes que tienen créditos hipotecarios que no pueden pagar y en la actualidad se encuentran en proceso de deshaucio o mora. Además de eso, la situación empeora ya que una vez que pierdan sus casas les quedarán deudas millonarias.

La orden del juez ha sido emitida el pasado 23 de noviembre contra el administrador de la Central Hipotecaria del Inmigrante y entidades con otros nombres parecidos. Es uno de los pocos casos que se producen ya que existen pocas denuncias por estada en este caso. La causa de la denuncia se fundamenta en que se considera que este hombre ha abusado de la confianza de los inmigrantes así como su escasa formación en economía para someterlos en operaciones financieras de alto riesgo de las que no conocían sus consecuencias.

El imputado negociaba créditos de alto riesgo con Caja España, Caja Madrid y CAM para miles de inmigrantes, generalmente ecuatorianos, de bajos recursos e ingresos inestables que obtuvieron créditos de más de 200000 euros entre los años 2004 y 2007. El acusado conseguía créditos mediante avales cruzados en que unos inmigrantes avalaban a los otros para obtener las hipotecas cerrando operaciones con pocos días de diferencia para eludir los controles mensuales de riesgo del Banco de España. A lo largo del proceso se han sumado más familias a la denuncia.

Una de las razones de que los inmigrantes no se echaban para atrás cuando estaban en el notario es que la entidad les pedía una señal cercana a los 10000 euros como adelanto, cantidad que no les era devuelto y que hacía que los inmigrantes siguieran el proceso.

Deja una Respuesta